BOB DYLAN TENÍA RAZÓN: LOS TIEMPOS ESTÁN CAMBIANDO

24 agosto, 2011 No Comments by David

The order is

Rapidly fadin’

And the first one now

Will later be last

For the times they are a-changin’

Me permito coger prestada esta estrofa del tema musical de Bob Dylan “Times are changing” para compartir con vosotros una pequeña y humilde reflexión.

Todo ha cambiado sustancialmente.

Hace veinte años parecía realmente imposible pensar que sería posible hacer las cosas que hacemos hoy a través de la web, como llamar por teléfono vía Skype o poder hablar con tus amigos sin necesidad de un teléfono, y, muchísimo menos se podía imaginar tener uno, dos o tres ordenadores en casa, ya que eran una tecnología carísima reservada sólo para personas escogidas, como grandes empresas o el propio Gobierno.

Por aquel entonces, la propia web era muy diferente a como la conocemos hoy. Se trataba de una internet en la que empezaban a aparecer páginas web muy simples, páginas webs que nada tenían que ver con las actuales. Las primeras webs eran casi exclusivamente textos o listas en las que se anunciaba un servicio o producto.

Los usuarios de entonces eran consumidores a los que se les ofrecía un producto y lo compraban según les convenía o no, eran comunidades que se formaban a partir de este principio de comunicación unilateral, y era impensable que uno de estos usuarios fuese capaz de crear contenido, los cuales solo eran susceptibles de ser publicados por el responsable de la página web, basándose en un diseño muy estático en HTML.

Sin embargo, las necesidades varían con el paso del tiempo, y el modelo de web también cambia en función de lo que se demanda. Así pues el modelo 1,0 se vuelve insuficiente para las nuevas necesidades incipientes, necesidades entre las que se contempla, sobre todo, la comunicación: estamos ante el nacimiento de la web 2,0.

Este nuevo modelo nace presentando unos rasgos radicalmente diferentes a las del modelo anterior: si la web 1,0 se caracterizaba por ser una plataforma estática, la web 2,0 es diametralmente opuesta, es dinámica, los contenidos se actualizan continuamente teniendo como base la World Wide Web(www), que no es más que información que se basa en hipertextos a la que se puede acceder a través de internet.

La web 2,0 hace más simple la navegación por internet: anteriormente era muy complicado programar, era necesario un conocimiento profundo de los lenguajes de programación, como el  BASIC, para realizar cualquier tipo de acción, algo que cambia radicalmente en el nuevo concepto de web, donde lo simple es lo mejor.

Esta es la web de la transición del ordenador a la web, ya no es necesario tener una aplicación para cada una de las acciones que deseemos realizar, puesto que existen herramientas web based para ello, además de facilitar de forma notable el acceso a la información, puesto que esta se aloja en servidores que aseguran su acceso al usuario.

Pero, sin lugar a dudas, el mayor logro de la web 2,0 ha sido la interacción, el hecho de dar voz a los usuarios, cosa que antes era imposible, y de que puedan crear contenido propio y aportarlo para compartirlo con los demás, o lo que es lo mismo,  la inteligencia colectiva. Este tipo de web da lugar a nuevas herramientas que hacen de ella un canal fundamental para la nueva comunicación, hablamos de las Redes Sociales, las cuales se basan en la teoría de los 6 grados de separación, que demuestra que todos estamos conectados entre nosotros a través de nuestros contactos.

Pero, tal y como dijo el filósofo Parménides, “Pantha Rei”, todo fluye, nada permanece. Algunos expertos afirman que, de igual modo que la web 1,0 evolucionó en lo que hoy conocemos como web 2,0, se avecinan cambios en el actual modelo de internet. La forma en que estamos conectados será mucho mejor (y quizá más segura y privada) de lo que lo es hoy en día, ese es el próximo paso.

La web 3.0 mejorará de forma notable el modo en el que hacemos las búsquedas a través de internet, ya que serán búsquedas que se acercarán más al lenguaje humano. No serán simplemente relevante las palabras claves, sino que el contexto, la semántica de las palabras adquirirán un papel clave. También tendrá un lugar en esta web, llamada Semántica, la Inteligencia Artificial, cuya misión será  crear programas que puedan “razonar” las búsquedas mediante relaciones lógicas entre conceptos.

En palabras de Berneers Lee, el primero en utilizar esta nomenclatura, “la web 3,0 se caracteriza por estar aprovisionada de la acertada unión de la Inteligencia Artificial y la Web.” Se intenta filtrar la información mediante lenguajes y procedimientos que puedan añadir esa semántica de la que hemos hablado anteriormente, al igual que hay que construir agentes que sean capaz de filtrarlas y entenderlas.

Si recapitulamos, podemos decir que la web semántica recibe ese nombre por estar basada en el hecho de que se añade información que aumenta el significado de los datos, y que el objetivo principal de la misma es la interoperatividad de los agentes y el software sin intervención humana.

Me permito volver al principio de este artículo, donde compartía con vosotros los versos de Dylan, para afirmar que

lo establecido

cae rápidamente

y el primero será el último

porque los tiempos están cambiando

 

Lo que hoy es lo último en tecnología, mañana está desfasado. La sociedad y lo tecnológico avanzan a pasos agigantados, sobre todo, lo referente a internet.

No hay duda, hay que reinventarse, adaptarse y avanzar, porque, amigos, los tiempos están cambiando.

Fuente

 

Artículos relacionados:

Post a Comment

Your email is never published or shared. Required fields are marked *